domingo 19 mayo, 2024

MICROMILITANCIA: EL PODER DE LA CREATIVIDAD Y EL DIÁLOGO

Largometrajes, jingles, preguntas en tik tok, intervenciones en twitter y diálogos cara a cara. “La campaña desde abajo” fue el título del encuentro organizado a Diplomatura en Comunicación Política y la Carrera de Comunicación en la Facultad de Ciencias Sociales de la UBA en la que el cineasta César González, el guionista Pedro Saborido, el colectivo  Indisiplinadxs, el humorista Pedro Rósemblat y La Inca reflexionaron sobre modos alternativos de hacer campaña. También participó el Ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, quien en los últimos meses recorrió obras para hablar con lxs trabajadorxs sobre qué pasaría con la obra pública ante un eventual triunfo de Javier Milei. 

 

Por Juan Schtivelband Guindi  |  Foto: Camila Meconi

Una película contada desde una perspectiva popular para “resistir con otras imágenes”, como afirma el cineasta César González; un ministro nacional que se apersona en una obra o en el tren para hablar cara a cara con lxs trabajadorxs, como lo hizo Gabriel Katopodis; videos de Tik Tok con preguntas simples para interpelar transeúntes, como pensaron Lxs Indisiplinadxs; una convocatoria de jingles de campaña abierta al público, como hicieron Pedro Rosemblat y sus compañerxs del programa Tres Estrellas, de Gelatina; la utilización de redes sociales para conjugar “política, cultura y filosofía” en una campaña, como practicó Natalia Incaminato, conocida en redes como La Inca. Todas estas fueron formas alternativas de hacer “Campaña desde Abajo”, la consigna bajo la cual la Diplomatura en Comunicación Política y la Carrera de Comunicación en la Facultad de Ciencias Sociales de la UBA convocó a estas figuras en la previa de las elecciones. De manera virtual, también partició el humorista y guionista Pedro Saborido, quien condensó el espíritu de estas iniciativas: “Lo más concreto es uno mismo mano a mano ocupando un espacio, proponiendo una idea y haciendo política”.

La jornada tuvo lugar en el marco del proyecto “Sociales Debate” el cual apunta al fortalecimiento de la reflexión de la ciudadanía en general y la comunidad de Sociales en particular. Con la presencia de un importante grupo de la comunidad educativa –docentes, estudiantes, no docentes, autoridades– en una de las aulas más importantes de la sede de Santiago del Estero de la UBA, la Secretaria de Extensión, Ianina Lois, fue la encargada de abrir la actividad.  “En tiempos donde  está siendo muy cuestionada y  donde se pone en cuestión la gratuidad, el acceso irrestricto y la calidad de lo que hacemos en la Universidad, trabajamos constantemente para mantener y fortalecer el vínculo, la conversación y la articulación  con otros saberes, con otras formas de entender el mundo, de vivirlo y de practicarlo y demostrar a diario que la Universidad Pública también es construir desde abajo”, afirmó. 

 

Micromilitancia entre imágenes

“Si no lo veo no lo creo dijo Tomás, uno de los apóstoles de Jesús”. Así arrancó su exposición Cesar González, director del film “Al Borde”, producida por Federico Vazquéz. Ambos relataron la búsqueda que realizaron con todo su equipo para “hacer un suceso político el lanzamiento de la nueva película política de César que se sumerge en las elecciones 2023”. César comentó que su nueva película trata de “desmontar un montón de estereotipos que se han construido sobre nuestro pueblo gracias a las imágenes”. “La gente no creería que todos son planeros si no existiera una maquinaria visual permanente a través de la televisión y las redes sociales que muestra mentiras, que construye relatos visuales, discursivos en torno a eso que quieren imponer”, sostuvo. 

Vázquez reflexionó sobre el modo en que se presentó la película: “en primera instancia lo fácil hubiese sido subir la película al canal de Youtube y teníamos garantizado una llegada masiva, cualquiera que la quiera ver estaba disponible, incluso hasta teníamos un formato extra de finalización que Youtube, pero rápidamente nos dimos cuenta que no podíamos desaprovechar la oportunidad para que el lanzamiento también sirva como espacio de encuentro, debate y reflexión, porque por eso también nos sentimos productores culturales”.

En esta búsqueda por encontrar una forma innovadora, también surgió la necesidad de tratar de romper con “los formatos y discursos neoliberales. Si la película quiere hablar del tejido social, de la Argentina que queremos defender y que no sea demolida, la proyección tiene que estar a tono con a esa idea”. Así fue que, luego de la presentación y la coordinación con decenas de diversas organizaciones y colectivos, el documental fue estrenado de manera masiva en más de 400 lugares de todo el país el pasado miércoles ocho de noviembre. 

Para Vázquez lograron “aportar nuestro granito de arena a esa batalla que quieren instalar entre lo colectivo y el individualismo”. El periodista y productor afirmó que quedaron muy satisfechxs con el lanzamiento. “Esto que podemos llamar micro militancia, palabra muy linda que medio apareció ahora o por lo menos se puso de moda ahora, fue armar un espacio más o en este caso 400, para que la gente se reúna, como pasa en los clubes, en las Universidades y en todos aquellos espacios que están atacando por ser lugares colectivos”. 

Desde esta perspectiva, César sostuvo que “somos una sociedad que se fundó casi sobre lo que dice Tomás: ver para creer, pero que también aparece con otra profundidad en pensadores como Jacques Rancière o Fredric Jameson. Por eso hay que batallar esas imágenes falsas; hay que resistir con otras imágenes. Esa es mi tarea como cineasta en esta película y en todo mi cine. La imagen tiene esa potencia”. 

También puso sobre la mesa la cuestión de “la batalla cultural y la disputa por el sentido”. Su ejemplo fue nada menos que a partir de Marx: “si retomamos algunos de los conceptos marxistas y los transformamos en algo completamente contrario, como el caso de la plusvalía, podemos observar que hay un sector de la sociedad que cree que su trabajo es apropiado por otro sector de la sociedad. Estaríamos hablando acerca de que tenemos una sociedad que es marxista y no lo sabe. Pero en realidad suele creerse que esa apropiación del trabajo la hace alguien que cobra un potencial trabajo, o una asignación universal por hijo. Es decir, tratan de invertir la realidad. Han ganado la batalla cultural, ya que dentro del campo nacional y popular tenemos que dar explicaciones sobre los planes sociales y decir que los vamos a convertir en trabajo cuando ya son trabajo”. Estas disputas por las palabras y los conceptos, advirtió el cineasta y escritor, que cada vez es más frecuente y no puede ser dejada de lado porque “ya se robaron algunas como ‘libertarios’, ‘anarquismo’ o ‘cambio’. Por eso es necesario que nos apropiemos nosotros de los términos, reivindiquemos las palabras, resistamos desde las imágenes y ganemos el domingo.” 

 

Jingles, redes sociales y conversaciones cara a cara

Entre las “formas “alternativas de militancia”, los debates acerca de la “calle o las redes”, lxs invitadxs propusieron diversas miradas acerca de esta campaña electoral. Pedro Rosemblat habló del fenómenos de los Jingles de su programa Tres Estrellas y remarcó cómo una idea que surgió de casualidad tomó “una dimensión impensada”. La Fábrica de Jingles surgió en junio, cinco días después  del cierre de listas, momento en el cual la campaña no terminaba de arrancar. “Allí nació la consigna de que la gente mande un jingle casero, sin aclaración y ninguna preferencia particular, más allá del posicionamiento que tenemos nosotres”, contó. La popularidad, la difusión y la “mística” que se generó alrededor de las producciones de la gente y que en varias ocasiones fueron retomadas por las campañas oficiales de lxs candidatxs. Para Rosemblat fue “una forma de involucrarse de otra manera, lograr la participación de la comunidad frente a los discursos de que la gente no quiere hacer nada. En este registro cantado encontramos un lugar de identificación de lxs argentinxs que nos permite decir ciertas cosas que en otros formatos no decimos. La palabra, el chiste, la gracia, el humor, permiten esos otros registros y creo que eso es una de las potencias que tiene la fábrica”.

Otro fenómeno emergente durante la campaña fue la movida realizada por Indisciplinadxs, un colectivo que a través de videos cortos logró una novedosa forma de militancia al llevar las “calles a las redes sociales”. Las integrantes del grupo, Tati y Caro, expusieron cuáles fueron las preguntas disparadoras con las que surgió el proyecto: “¿qué podemos hacer desde nuestro lugar en esta campaña?; ¿por qué no llevamos las calles a las redes?; ¿cómo hablar de temas difíciles o aburridos?; ¿qué le interesa a la gente hoy en día en las calles y en las redes?”. A partir de estas inquietudes el espacio armó una dinámica en donde videos grabados en la vía pública eran llevados directamente a las redes, nuevo espacio de disputa política. Bajo la consigna “No tenemos la verdad revelada, pero nos la preguntamos”, Indisciplinadxs tienen la convicción de que para cada tema que quieren tratar primero hay que arrancar “charlando con aquellxs que están involucradxs en la situación. A través de la pregunta y la interacción con la persona que entrevistamos, se va formando su propio relato con un vocabulario sencillo, nada abstracto, nada complicado, aquel que podemos encontrar en la calle y que cualquier persona puede entender”. 

Esta forma de comunicarse con las personas, priorizando la escucha, surgió como vía para contrarrestar “aquellos discursos y acciones que buscan el amedrentamiento y el disciplinamiento a partir de la violencia y que tuvo como mayor exponente el intento de asesinato a Cristina, pero también hubo situaciones muy preocupantes a las que teníamos que responder. En ese sentido, como forma de combatir esas ideas buscamos en nuestros videos diversidad de vocabulario, de ideas y de miradas, siempre pensando en fortalecer la democracia”, contaron durante su exposición. 

A través de un vídeo, se hizo presente en la actividad Natalí Incaminato, La Inca, una activa participante en redes sociales tanto en Twitter, Twitch y Youtube, además de creadora de podcast, con la convicción de intervenir en el debate político actual de una “forma creativa y artesanal”. Esta participación independiente de cualquier tipo de organización política “no significa de ninguna forma tener que mantener una postura neutral frente a lo que sucede, sino que me interesa hacer lo que puedo con mis propios medios y tratar de ser explorar los alcances de las herramientas que tengo a disposición haciendo un cruce entre la política, la cultura y la filosofía. En eso creo que consiste parte de mi micromilitancia”, afirmó. 

Al igual que La Inca, Pedro Saborido participó de forma virtual. El guionista es uno de los precursores de entremezclar acción y activismo territorial con comunicación. En su intervención, problematizó aquellos discursos que “buscan desmovilizar a la sociedad” y propuso que “no es momento de solamente aferrarse a la esperanza de que todo va a salir bien, sino no se puede esperar y tener deseo de que todo se va a solucionar”. En contra de esta idea, advirtió acerca de “la posibilidad de convertirse uno mismo en campaña, en hacer, en formar parte, después de tantos slogans, tantos afiches, tantas redes, lo más auténtico. Lo más concreto es uno mismo mano a mano ocupando un espacio, proponiendo una idea y haciendo política”.

Llegando al final de la actividad, tomó la palabra fue el Ministro Obras Públicas, Gabriel Katopodis, quien realizó un breve recorrido por su militancia desde 2007 y sus gobernaciones en la localidad de San Martín desde 2011 hasta 2019 y aseguró que ese camino transitado “y la micromilitancia de caminar calle por calle, yendo andén por andén, y proponiendo por la positiva a lxs vecinxs para conseguir su voto es fundamental porque esa es la fuerza política y social que va a permitir que el domingo Sergio Massa sea el nuevo presidente de la Argentina”. Así,  finalizó su intervención con tono de arenga en medio de un aula colmada de gente aplaudiendo, al grito del cántico: “Massa presidente”. 

Noticias relacionadas